El Día Internacional de la Familia se celebra cada año el día 15 de mayo desde 1994. Esta fecha fue proclamada en 1993 por la Asamblea General de las Naciones Unidas haciendo eco de la importancia que la comunidad internacional le otorga a la familia.

El Día Internacional de la Familia sirve para promover la concienciación y un mejor conocimiento de los procesos sociales, económicos y demográficos que afectan a este importante núcleo de la sociedad.

    El Día Internacional de la Familia de las Naciones Unidas ha inspirado una serie de actos de sensibilización y en numerosos países, ese día ofrece una oportunidad para poner de relieve los distintos ámbitos de interés para las familias. Entre las actividades se incluyen cursos prácticos y conferencias, programas de radio y televisión, artículos periodísticos y programas culturales que hacen hincapié en los temas pertinentes.

    En Canarias numerosos ayuntamientos han promovido actividades para este día donde algunas asociaciones como la Asociación proCustodia Compartida de Tenerife, (con la que la nuestra la de El Hierro trabaja codo con codo) participará en algunos municipios como en el de la Laguna con numerosas actividades dedicadas a la familia y a nuestros hijos. 

    La Asociación por la Custodia Compartida de El Hierro (ACCH) quiere aprovechar esta fecha del 15 de mayo, Día Internacional de la Familia, para hacer un llamamiento instando al gobierno del PP a que cumpla ya su compromiso de aprobar la nueva Ley que regule la Custodia Compartida como medida de protección del derecho que el menor tiene a que, tras una separación o divorcio, perduren sus lazos familiares con la madre y con el padre así como con su familia extensa: primos/as, tíos/as y abuelos/as por ambas ramas familiares.

    La familia es el primer agente educador del niño, dando forma poco a poco a los individuos que conformaran esta sociedad en el futuro. No entendemos cómo las leyes vigentes les niegan, tanto al niño como al padre, esa relación de formación emocional y en valores tan importantes para un futuro en convivencia y armonía. La familia forma a las personas, y sin embargo el estado, con sus leyes desfasadas, se encarga de destruirla y con ella destruye también los mimbres que podrían conformar una sólida relación de ambos progenitores respecto de sus hijos, la única estructura que podría ser capaz de soportar el naufragio: el trinomio madre-educadora/padre-educador con sus hijos.
 
    Son muchos los estudios que advierten del riesgo social que implica amputarle a los menores sus referentes familiares. Y muchos más los que analizan las ventajas a nivel psicológico, escolar, de bienestar. Y es que no hace falta ser un científico para advertir que es la forma más natural y normalizada de asegurar a los hijos, que nada, ni nadie les va a faltar pese a que sus padres rompan. El gobierno se comprometió en junio de 2012 que 6 meses después habría legislado en pro de la custodia compartida, dos años después seguimos esperando.

    No entendemos desde la ACCH cómo en una sociedad donde se promueven todo tipo de políticas destinadas a potenciar la igualdad entre hombres y mujeres deja a un lado la custodia compartida de los hijos en caso de separación o divorcio de los padres. El peor de los machismos lo defienden un grupo de mujeres que son madres y optan por apartar al padre de la vida de sus hijos al separarse. Frases como “a estos los parí yo, me los quedo yo” o “tú lo que no quieres es pagar” se reproducen cada día desgraciadamente en nuestra sociedad. 

Pues NO. Hay muchos padres españoles que queremos “pagar”, gestionando los gastos que nuestros hijos necesitan mientras cuidamos de ellos porque tampoco queremos desvincularnos de su educación y sus vidas cotidianas. Queremos pagar tambi’en con la moneda del tiempo que dediquemos a ellos ejerciendo nuestra paternidad equitativamente, en igualdad de condiciones y con el mismo amor que ellos nos reclaman.

    Queremos compartir tareas y tiempos con la madre y estar al 50% para lo bueno y lo malo. La crianza de los hijos nunca es tarea fácil y los padres deben estar también compartiendo todo tipo de responsabilidades con la madre.

    La ACCH trabaja con la de Tenerife y las del resto del archipiélago creando comisiones para abordar temas relacionados con justicia, educación o sanidad.

    Es inconcebible que en una sociedad mal llamada moderna un padre español separado y con hijos deba pedir permiso a la madre para obtener un certificado de residencia para beneficiarse del descuento de residente de estos. Existen muchos ayuntamientos que niegan este certificado. Tampoco entendemos cómo no todos los padres tienen tarjeta sanitaria de sus hijos o se les respeta el derecho a recibir información escolar. Esto ‘ultimo parece estar cambiando aunque hay que seguir trabajando en ello.

 Por otro lado hay que destacar que algunas comunidades autónomas teniendo transferidas competencias en justicia como la valenciana, la aragonesa o catalana, tienen leyes donde la custodia compartida es la opción preferente. La valenciana por ejemplo parece ser la más moderna donde hace muy poco han sentado doctrina y acuerdan que los jueces solo otorguen la custodia individual a favor de la madre o del padre en caso de que un perito lo recomiende. ¡Quien pudiera haber sido valenciano! En este apartado volvemos a fallar los españoles donde derechos fundamentales como este parece ser que dependen del lugar de residencia de cada uno. El interés del menor es Supremo, pero parece ser que en unos lugares debe ser más Supremo que en otros.

    La custodia compartida es de todas las formas posibles de regulación de la convivencia en la familia después del divorcio, la que ofrece las mejores garantías de seguridad, respeto a los derechos de los niños, padres, abuelos…, menor litigiosidad, protección contra la sustracción de menores, como los casos que han aparecido en los medios recientemente.

    Numerosos estudios así como Sentencias del Tribunal Supremo la designan como la mejor manera de atender las necesidades de los menores. Varias estadísticas a nivel nacional destacan el apoyo popular en la mayoría de los ciudadanos. Decenas de Asociaciones y Federaciones se han conformado por todo el país para exigir una nueva ley. En definitiva, ventanas que se van abriendo y permitiendo que aire fresco vaya oxigenando los tribunales en asuntos de familia.

    Queremos en definitiva madres y padres felices e implicados en el cuidado de sus hijos que es la major garantía para que ellos crezcan sanos y emocionalmente fuertes.

http://elhierrobimbache.com/index.php/la-tribuna-del-bimbache/1284-acch-pide-al-pp-a-que-cumpla-su-compromiso-de-aprobar-la-nueva-ley-que-regule-la-custodia-compartida

Por favor ayúdanos a crecer
Categories: Información General

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *